Un #riobambeño en Ucrania

Actualidad

Marcelo Jijón Paredes, editor.

Está cumpliendo su sueño, prepararse para pronto estudiar Ingeniería Aeronáutica a 11.570 kilómetros de su casa, está en la ciudad de Vinnytsia cuya historia se remonta a la edad media y fue parte del holocausto Nazi, la nieve lo recibió pero de a poco llega el cambio de estación

Pablo Calderón Torres es un estudiante que reside en la Universidad Técnica Nacional de Vinnytsia, por el momento sus jornadas incluyen el estudio del ucraniano, su próxima estación será en Kiev donde funciona la Universidad Nacional de Aviación una respetada institución de educación superior con más de 50.000 estudiantes, incluidos 1.200 estudiantes internacionales de 49 países.

 “En la ciudad de Vinnytsia todo es normal, la gente cumple sus actividades, están abiertos centros comerciales, locales y otros servicios, en la residencia estamos algunos ecuatorianos que aspiran a formarse profesionalmente” cuenta al Diario de Riobamba. Para Pablo la conexión que el país tiene con occidente hace que se tenga lecturas diferentes de la información

“Los clips que llegaban a nuestros teléfonos referían a la inminente invasión entre pedidos de regresar o salir pronto del país, pero las cosas son diferentes, estamos tranquilos hasta ahora” dice Pablo, reconociendo que las tensiones políticas disminuyen y eso es bueno.

El fin de semana anterior, en medio de la tensión, tuvieron recelo y algo de miedo, algunos compañeros de Kiev les dijeron que evacuaron por esa situación y esperaría en otro país, por lo que el sábado no fueron a clase, pero inmediatamente sus profesores les escribieron para que vengan.

“Fuimos a clases finalmente y explicaron que el conflicto empezó en el 2014 luego del anexo de Crimea al territorio ruso nos dijeron que las tensiones son constantes y que muchas veces las noticias son dadas entre el miedo e intereses de occidente”, indica. Esta semana han cumplido las actividades con normalidad. Tienen sin embargo un plan de salida: Llegar a Moldavia y salir a Austria para un vuelo humanitario.

¿Cómo es vivir en Ucrania?

Pablo, que estudió en la Salle en Riobamba, dice que los primeros días son complejos, en la residencia todo es nuevo, sin implementos ni comida, nada de lo que se tiene en el hogar, lo primero fue conocer los dormitorios asignados, baños, la cocina y organizarse en compras básicas.

En la residencia recibieron ayuda de estudiantes ecuatorianos que estaban más tiempo, les informaron de los protocolos y demás, recibieron la explicación de como ir al supermercado y como pedir comida tan fundamental. “La primera vez de las compras da miedo, no entiendes que dicen, pero con la ayuda tienes que hacerlo” refiere el riobambeño.

Explica que allá no hay las tiendas del barrio, son los supermercados que abastecen siempre y son los sitios de compra, tiene siete horas de diferencia que pasan también factura, Vinnytsia es una ciudad universitaria donde están bastantes estudiantes extranjeros, es una urbe pequeña y tranquila que – según cuenta – puede compararse con Riobamba.

La comida es más barata que en Ecuador, se puede encontrar un almuerzo por dos dólares, una botella de agua cuesta USD 0.25 y hay gaseosas de USD 0.15. la carne de pollo es más barata y la carne de res muy cara. Hasta ahora solo ha probado una empanada tradicional que son cocidas al vapor y que tienen un relleno de papa, espera en los próximos fines de semana poder hacer algo de turismo.

“Salir de la zona de confort y adaptarte es parte del proceso, esto depende de mí, dedicarme a estudiar como prioridad y ser consecuente con el apoyo de mis padres a quienes agradezco esta oportunidad” dice antes de despedirse.  

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *